19 septiembre 2008

Sossusvlei Dunes, el paraiso de la fotografía.




Sossusvlei Dunes
Is a magic Landscape we found during our visit to Namibia.
We only enjoyed a night in this area but the sunset and the sunrise in the next morning was enough to preserve in our memories.

Las dunas de Sossusvlei se encuentran en el espectacular desierto del Namib.
Para llegar hasta allí habrá que adentrarse en este desierto a través de pistas bastante aceptables para la conducción.
Se puede hacer el recorrido en un vehículo normal aunque es aconsejable hacerlo, a ser posible, en un 4X4.
Se deberá tener especial cuidado con las pequeñas piedrecitas que saltan al parabrisas procedentes de las pistas de grava.
A pesar de que las pistas permiten una conducción relativamente rápida, no deberemos confíarnos en exceso en ningún momento y es preferible gozar del paisaje de la forma que se merece.
 

 





  








Aunque la climatología es bastante extrema y parece que no pueda haber vida en esas condiciones, no será difícil ver avestruces, orix, chacales, camellos, etc.

A lo largo del desierto podremos obervar continuos cambios tanto en la orografía como en los colores pastel que continuamente cambiarán para delicia de nuestros sentidos.
Tan pronto nos veremos rodeados de inmensas llanuras como lo estaremos de pequeñas montañas.
Los colores cambiarán pasando del amarillo a los rojos, marrones, verdes......es un espectáculo para la vista.

También podremos admirar la típica planta de la zona, la Welwitschia mirabilis, que está totalmente adaptada a la vida del desierto y puede vivir hasta 2000 años y también el espectacular árbol del alóe vera.



En nuestra ruta desde el norte, nos encontramos con un cartel anunciador de nuestro paso por el Trópico de Capricornio.
Más adelante deberemos hacer una parada obligatoria en el pequeño poblado de Solitaire, famoso por sus deliciosas tartas de manzana pero no será la degustación de este rico dulce lo que nos obligará a hacer una parada en este recóndito rincón sino la existencia de la única gasolinera en muchos kilómetros a la redonda.
Con el depósito lleno, continuaremos viaje hasta Sesriem donde se encuentra la entrada a las dunas.
Un camping tiene el acceso al parque y es la opción más barata para alojarse en es bello pero inhóspito lugar. 
Un cercano hotel ofrece mejores servicios para los que dispongan de mayor presupuesto.

Aún de noche, a las 6 de la mañana, se abren las puertas de acceso al parque donde está prohibido hacer noche.
Los coches aguardan la apertura para disfrutar del amanecer en las dunas.
Los colores de éstas van cambiando rápidamente por el efecto de la luz del sol que se eleva lentamente.
Aquí las pistas empeoran visiblemente y los últimos 5 kilómetros se hacen ya impracticables para todo vehículo que no sea todoterreno.
Para todo aquel que no lleve un 4X4, existe un servicio de éstos que llevará al viajero a través del último tramo hasta el final.


Una vez allí, se hace obligada la ascensión a alguna de las numerosas dunas desde donde las vistas ganan en esplendor y belleza.
La ascensión es corta pero pesada ya que los pies se hunden en la arena pero el espectáculo merece la pena. Solo veremos dunas a nuestro alrededor en medio de un silencio impresionante.
En ese momento todo se reduce a nosotros y el desierto y ese dulce recuerdo nos acompañará , a buen seguro, el resto de nuestros días. 







1- Un viaje por el Africa austral.
2- Llegada a Johannesburgo
3- Parque nacional Kruger.
4- Aventuras en Kruger.
5- Cañón del río Blyde.
6- Cataratas Victoria. Zimbawe.
7- Kasane,la puerta del Chobe. Botswana.
8- Atardecer en el Chobe.
9- De Kasane (Chobe) a Maun (Okawango) en transporte público.
10-De safari por Moremi. Okawango.
11-Nuestro encuentro con el leopardo. Moremi.
12-Del Okawango a Namibia en bus.
13-Llegada a la costa namibia.
14-Cape Cross,colonia de leones marinos.
15-Dunas de Sossusvlei.
16-Cañón del río Fish.
17-Johannesburgo,final de viaje.



No hay comentarios :